La Grande Bellezza – Paolo Sorrentino

Otra gran película de este principio del XXI. Tan proustiana, tan increíblemente audaz.

Música: Tratta dalla colonna sonora de: “La Grande Bellezza”. Testo sotto/Lirics below
Based on a 1789 poem by Scottish poet Robert Burns.
Title: My Heart’s in the Highlands
Artist: Arvo Pärt
Singer: Else Torp (soprano)
Musician: Christopher Bowers-Broadbent (organ)

Dos profesores

Me han interesado mucho estas charlas y el carisma de ambos: brillantes, amenos, generosos, precisos. Steven Pinker, de la Univ. de Harvard, hace un excepcional resumen de la Lingüística como «ventana que lleva a comprender el funcionamiento de la mente» del hombre. Tengo la impresión de que no se puede hacer crítica literaria si no se tiene esta base: no es posible hablar de creación literaria –de cualquier género– sin recordar que es un artificio del lenguaje, tanto más cuando el español de la narrativa hoy es tan mezquino la mayoría de veces. En un artículo dedicado a la novela española de los 60, y al cambio que introducía la experimentación formal de Tiempo de silencio, de L. Martín Santos, y su búsqueda de una voz propia, que pone en solfa la misma realidad relatada, se lee, citando unas líneas de Corte de corteza, de Daniel Sueiro: «Desconfiad de las palabras, salgan de la boca que salgan. La historia no es más que el cerco progresivo del lenguaje en torno al hombre…».

Robert Sapolsky, eminente neurocientífico, imparte una clase en la Universidad de Standford dedicada a la base bioquímica de la depresión, que califica de plaga en Estados Unidos. Afirmación que supongo puede hacerse extensiva a ¿Occidente? En la última parte, establece una diferencia muy instructiva entre la depresión-tipo de la mujer y la del hombre. Explica, en último término, por qué hay personas con depresión que no reaccionan a los antidepresivos, tipo Prozac  (como yo misma). La solución no puede ser otra que controlar los agentes ansiógenos y encontrar la forma de vida más satisfactoria conforme a la auténtica personalidad de cada cual. La propia voz. Esto supone realizar una indagación en profundidad acerca de uno mismo. Puede que alguien esté intoxicado de depresión, como ocurre con quienes hemos crecido con personas deprimidas y depresivas (que a menudo se protegen en la depresión y contactan con su deseo a través de la depresión) o quienes conviven largo tiempo con estos enfermos sin tener puntos de fuga: esas personas suelen desarrollar actitudes y comportamientos depresivos, que pueden revertirse, algo que no ocurre con quienes sufren depresión profunda, cuyos síntomas están definidos y fuera de su control.

No deja de ser sorprendente cómo las novelas de la última década –o más, incluyendo El pasado— que se explayan en las patologías de toda clase, se regocijan en la descripción de los síntomas pero prácticamente nunca profundizan en el tema de la curación, como si nunca pudiera acceder a la conciencia la distancia requerida para no convertirse –el propio cuerpo, la vida de uno– en el festín del monstruo omnívoro.

También se desprende de lo que explica Sapolsky que la expresión coloquial “hay química” entre dos personas es una intuición acertada. El resto, en lo que hace al trato entre personas, es educación o… resignación.

emoticon enamorado

“Desfachatez anunciada” o “La defachatez de los demás”, la serie de tv sensación de la rentrée

reservas_economicas

Nevera de Creso en casa de Liu, 2016

Mi gato se plantó delante de mí y me espetó:
–¡Esto no puede seguir así! ¡Tenemos que hacernos ricos este año!

Qué tierno idealismo le anima, pensé. Me conmovió, la verdad, no mucho, pero un poco sí. Inútil preguntar qué era “esto” que “no puede seguir así”.
–¿Y cómo vamos a hacerlo? –gimoteé. Luego, lúgubre y desorbitada–: Sólo tengo dos alternativas: venderte a ti o vender el piso. Y si te vendo a ti, ¿con quién voy a pegar la hebra? A la señôa Ceci, a sus 87 primaveras, desde las famosas infiltraciones, la tengo todas las noches bailando el chachachá  en la bodega latina. ¿Con quién voy a hablar que no me dé triviales lecciones de vida pequeñoburguesa, siniestra y suicida? Si vendo el piso, por cuatro chavos que logre, ya me dirás qué techo me cobijará.

Olivier and Monroe

Lawrence Olivier y Marilyn Monroe, El Príncipe y la corista

 –Nááááá. Descartamos la venta de mercancías. Tengo una idea sensacional. ¡Escribamos una serie para la televisión!
–Seguro que ya has pensado algo…– me temí.
–¡Ni lo dudes!
–Como no tenga denuncia social, política internacional y sexo interracial, no cuentes conmigo– exigí. Luego, no menos afectada que Lawrence Olivier compitiendo en monerías con Marilyn Monroe, declamé: –Pasé el bachillerato leyendo a Oriana Fallaci, a Mary MacCarthy, a Lillian Hellman, a Simone de Beauvoir, a Anita Loos y me curtí en el estoicismo con el porno-soft de Jacqueline Susan en El valle de  las muñecas. Si no se percibe su influencia, abandono el proyecto.

valley-of-the-dolls-jacqueline-susann-portada

Inspiración…

–¿Estás tú loca? ¿Quieres que terminemos los dos en una playa hedionda cosidos a navajazos o desterrados en Los Monegros por contar lo que todo el mundo sabe? Nááááá. Además, esas señoras están criando malvas… malvas tóxicas de alcohol y anfetaminas, dicho sea de paso. ¡Nuestra vida desastrada se acabó!
–Lo de desastrada en tu caso es licencia poética. A ti no te falta ni un tazón de leche ni un colacao supervitaminado–protesté.
–Hablo solidariamente. Si continúas así, ¡cualquier día te mueres!
–Claro que cualquier día me muero, como éste y el otro–respondí, arrebatada por la lógica cartesiana, ese vicio francés.
–No seas tan lista. Digo que lo mismo te mueres antes de lo que mandan las estadísticas españolas. Otro patatús como el del mes de junio y adiós mundo cruel.
–Uf, qué mal rollooo, Cookie. Entre los estigmas en la piel del verano pasado y la performance fisiológica de junio, parezco la reencarnación de un poeta francés del XIX. Sólo me falta hablar en alejandrinos o huir al Cuerno de África y unirme a los esclavos somalíes a raptar marinos gallegos… y cobrar el rescate a Rajoy o a los narcos de Finisterre…

Somalia barco hundido

Costas de Somalia, ¿nuestro futuro? ¿nuestro destino?

–¡Alejandrinos ni en sueños! ¡Somalia ya se verá! Nuestra salvación está en escribir una serie para la televisión americana. ¡De ciencia ficción! ¡Nos forraremos! Estilo visual tipo videojuegos; contenido: porno duro y montones de muertos en cada capítulo reventados con drones teledirigidos y armas compradas en el Dark Internet y con tiburones asesinos, mantarrayas asesinas, pulpos asesinos, focas asesinas, rinocerontes asesinos, pandas asesinos, delfines asesinos…
–¡Caramba!, alguien se ha traumatizado en su visita al zoo.

Mantarraya azul

¿Mantarraya asesina? ¿Platillo marciano en silo submarino?

–…Y muertos andantes de la guerra civil española que aparecen de la nada en las carreteras secundarias de Castilla La Mancha, Andalucía y Murcia y ponemos una protagonista, así como rellenita que es una popular activista social que llega a ser elegida alcaldesa de la ciudad y que sufre una mezcla de esquizofrenia y de adicción al sexo con mulatos superdotados …

mulato ojos verdes

Cásting internacional: Sean Kory

— ¡Eps! No sé si es esa la denuncia política que…
–…pero aquejados de amnesia política que les impide comprender su condición de explotados por la mujer blanca y…
–¡No, no, no, no, no, no! Tienes que escribir de lo que conoces!
–¡Yaaaa! ¿Título? Forever Losers, paro, precariedad, nacionalismo catalanish y falocentrismo catalanish. Nos denunciarán por aburrimiento con realismo y alevosía.

Estuvimos rumiando un rato y al cabo de mucho rumiar llegamos a un acuerdo salomónico: mezclaremos denuncia social, cultural y de todo tipo –pero sin confundirnos con una sucursal de FACUA–, con una dosis bien medida de ciencia ficción. El título de la serie tenía que evocar un tema a la moda. La desfachatez está más de moda que nunca, es un concepto que últimamente encuentras en todos los periódicos, en revistas y hasta en la cola del súper. Es un concepto interclasista y mainstream: lo adoptamos de inmediato. No supimos decidirnos entre Desfachatez anunciada, que le da el ansiado toque de ciencia ficción, pues conoces por anticipado que va a pasar algo fetén pero aún no ha pasado, y La desfachatez de los demás, que en mi opinión sugiere un tono político y como de cine de arte y ensayo europeo. ¡En fin, Hollywood decidirá!

poster-sunset-boulevard_wilder

Homenaje a Louis B. Mayer y B. Wilder, our producers in Hollywood

Aunque el tema tratado varía de un capítulo a otro, se mantienen unas constantes. Así, la constante principal es el ataque de los marcianos a personas españolas o habitantes en nuestro país o de paso por nuestro país (cásting internacional). Descartamos localizaciones extranjeras, básicamente porque el mundo está imposible, entre atentados terroristas, golpes de Estado, secuestros exprés, asaltos a turistas, feminicidios obra de narcos y cárteles de toda clase, tsunamis en tierras paradisíacas, policías blancos asesinando a negros por la espalda con la consiguiente resurrección de los Panteras Negras en los USA (temazo argumental donde los haya, que espero algún colega surcoreano aproveche ya mismo).

 

negro desarmado policía

Policías blancos matan a un hombre negro desarmado. Foto: El Comercio, Perú

Para más elementos positivos a favor de España, no tenemos gobierno desde hace meses y no parece que en los próximos meses vaya a formarse uno, pues nuestros políticos son incapaces de ponerse de acuerdo con sus propias sombras. Por ende, a Pedro Sánchez se le está poniendo cara de actor shakespeariano y al otro guapísimo de película que tenemos en España, Felipe VI, no se le permiten borboneadas, de modo que vaticino que nos dirán que sí a poco que les propongamos un papel protagónico, así sea por hacer algo con sus vidas echadas a perder en la flor de la edad.

Pedro Sánchez Shakespeareano

si no como yo, no come nadie… he ahí el dilema

 La falta de gobierno tiene la ventaja añadida de que dejamos de ser diana de grupos terroristas de dentro y de fuera, ¿pues a qué partido atacas si no gobierna partido alguno?

Rey Felipe VI

Felipe VI Mallorca

Todo el mundo sabe –incluso la ONU se ha percatado– que los españoles no distinguimos un chiíta de un pingüino, a un musulmán de un sij, a un suní de un protestante y a un protestante de una suegra, con lo que, por mera vergüenza torera, el índice de xenofobia español es puramente testimonial, hecho que explicaría por qué en los últimos años nos hemos convertido en primer destino turístico: somos un oasis del buen rollo. Somos guapos. Somos baratos. Hablamos a gritos, es cierto, pero somos guapos y somos baratos. ¡Y las playas!

granadella playa

Playa de la Granadella, Alicante

Salvo que…
Salvo que este oasis del buen rollo donde conviven festivamente individuos de todas las nacionalidades tiene un enemigo.

playas abarrotadas

donde conviven festivamente…

Un solo enemigo, exterior y plural: ¡los marcianos!

platillo sepia
Y han decidido atacarnos.
¿Por qué España? nos lamentamos observando el cielo de Tenerife por donde se divisa la llegada de los platillos (escenarios para rodajes subvencionados por la autonomía; decorados comprados de segunda mano a Jason Bourne, parte del vestuario nos lo presta Matt Damon, que adora España). Pregunta asimismo retórica, ya que la respuesta es obvia: el resto del mundo está hecho unos zorros, entre ataques terroristas, golpes de Estado, secuestros (véase arriba): no iban a notar la presencia marciana ni el ataque extraterrestre.

platillos voladores

THE-MARTIAN

Damon nos echa un cable… Él sabe qué es estar fucked y re-fucked

Los marcianos son muy listos, son una civilización súperavanzada y siempre atacan a sus adversarios donde más les duele. ¿Y dónde les duele más a los españoles que les ataquen? ¿Cuál es su bien más preciado? ¿El bolsillo? ¿Los hijos? ¿La esposa legítima? ¿Los hijos tarados? ¿El sindicato?
¡No!
El bien más preciado de los españoles es la ética. A los españoles donde más les duele que les ataquen es en la ética.
Así que los marcianos atacan la ética de los españoles. El espectador de nuestra serie ve a tal personaje que tiene un comportamiento por completo falto de ética y se dice: “¡Uy, a ese lo han atacado los marcianos!”. Y ya se dispone a contemplar, acorazado por un reflejo instintivo de superioridad moral y de morbo cristiano (o de cualquier fe, los españoles no distinguimos un chiíta de… véase arriba), el descalabro de su compatriota.

Y en este punto inicial del episodio ya damos con todo, sin tregua.

Ministro del Interior quién ha sido

Atacado por los marcianos, su ética flaquea…

Por ejemplo, en el capítulo piloto, titulado: ¿Quién ha sido? ¿Tú sabes quién lo ha hecho? ¡La Virgen! ¿Quién puso los micrófonos?, tenemos a un ministro del Interior llamado Jorge Fernández Díaz (¡¡¡ojo!!! ¡¡¡Warning!!! Todos, absolutamente todos, los nombres son ficticios y cualquier parecido con la realidad es una coincidencia fruto probablemente de la alucinación del espectador) que tal día aparece en todos los periódicos porque ha estado conspirando con el jefe de la Oficina Antifraude de Cataluña, Daniel de Alfonso (nombre igualmente ficticio); ambos «discuten cómo conseguir datos para desprestigiar o incluso acusar de prevaricación a dirigentes de los dos grandes partidos soberanistas catalanes» y se monta un jugoso pitote porque ocurre antes de las elecciones (unas elecciones, sin especificar: es un país donde continuamente hay elecciones). Y surge la duda acerca de la autoría de las grabaciones y de la posterior filtración. En el partido del ministro, el Partido Ultraderechista Popular Antitodo (PUPA), están moscas pues no sólo están hasta el cuello de mierda a causa de los casos de corrupción descubiertos y de las imputaciones, y ya no les quedan camisas blancas para salir en televisión a acusar a la oposición de la herencia recibida, sino porque si espían al Ministro de Inteligencia, ¿a qué coño llamamos Inteligencia? ¿A qué estupidez? se preguntan.

El ministro del Interior está harto preocupado e invoca a la Virgen María, de la que es devoto, para que le revele quién ha sido el villano que le ha puesto micrófonos hasta en la cremallera de la bragueta. Pero la Virgen, a la que ha tenido muy desatendida desde que le concedió, allá por 2014, la Medalla de Oro al Mérito Policial, le guarda rencor y, tras controlar con su Medidor de Sinceridad Cristiana –un artilugio obsequio de la Factory de James Bond-007, que andaba inventando un dispositivo de seguimiento a jóvenes ultraonanistas recién convertidos al islam, pero les salió este cachivache– por quién, cuándo y dónde ha sido más invocada en los últimos años, se ha afiliado a las Pussy Riot, de manera que, mientras el político se dirige en coche a Palacio, a una reunión secreta con el Rey Felipe VI –que lo ha convocado para leerle la cartilla de parte de Obama-, se le aparece a JFD en medio de la calle con el preceptivo antifaz de las Pussy  Riot y le revela en ruso:

[Continuará]

Pussy-riot Rusia.jpg

Pussy Riot, Rusia. foto: lacuna.org.uk

Banda sonora de la llegada de los invasores marcianos: Y volando volando… volare oh oh, nel blú dipinto di blú

Guardar

Los putos amos (1): una literatura tutelada

Calle-de-Zafra-Calle-al-atardecer-en-un-día-de-tormenta-en-Zafra-Extremadura-España

Calle de Zafra

Copio la noticia de la web de la editorial Anagrama. Advierto a los lectores de fuera de España que la expresión “puto amo” la hizo famosa ese catalán universal llamado Josep Guardiola, cuando entrenaba al Barça, refiriéndose al portugués Mourinho, entonces entrenador del equipo rival, el Real Madrid:

«Las novelas También esto pasará, de Milena Busquets y Cicatriz, de Sara Mesa, han sido seleccionadas como finalistas del XI Premio de Narrativa Dulce Chacón, junto a La habitación de Nona, de Cristina Fernández Cubas, y Los Pissimboni, de Sonia Hernández.

›Las finalistas han sido escogidas entre una preselección de once novelas por un jurado conformado por Antonio Iturbe, Juan Antonio Masoliver, Benjamín Prado y Sergio Vila-Sanjuán.

›El quinto miembro del comité, corresponde a una persona delegada de la Facultad de Filología de la Universidad de Extremadura, representación que ha sido concedida en esta undécima convocatoria a la doctora María Isabel López Martínez.

›El XI Premio de Narrativa Dulce Chacón premia obras escritas originalmente en español y cuya primera edición se haya publicado por editoriales españolas durante el año 2015, lo patrocina la Junta de Extremadura, la Diputación de Badajoz y el Ayuntamiento de Zafra y la ganadora se dará a conocer el próximo mes de noviembre

Y añado algunos datos y observaciones, que probablemente las páginas culturales obviarán:

1 – El jurado es masculino para dirimir un premio de novela escrito por mujeres. La sra. María Isabel López Martínez interviene como “delegada de la Facultad de Filología de la Univ. de Extremadura”.

2 – Todas las candidatas son ¡rubias! (esta es una obsesión mía).

3 – Los miembros del jurado son colaboradores, en su mayoría, de La Vanguardia, diario de Barcelona. Vilasanjuán es el director del suplemento. Masoliver Ródenas pasa por ser el crítico-estrella del mismo en el apartado de literaturas hispánicas. Aunque Iturbe ahora se presenta como director de una revista llamada Librújula, al caer Qué Leer fue rescatado por el Culturas de La Vanguardia, donde pueden leerse sus colaboraciones. Benjamín Prado, escritor, últimamente se prodiga en la sección de libro del programa de radio La ventana, que presenta el catalán Carles Francino.

4 – Las cuatro finalistas están relacionadas con Barcelona, bien por origen y residencia, bien porque publican en editoriales catalanas, como es el caso de Sara Mesa, representada y apadrinada por Carmen Balcells, agencia con sede en la barcelonesa Diagonal.

5 – Obsérvese el modelo de escritora y de mujer que se promociona: Mujeres de, hijas de… excepto en el caso de Mesa, aunque el peso de Balcells en Bcn es incuestionable. Fernández-Cubas es viuda de Carlos Trías Sagnier. Para los ajenos al “made in Barcelona”: los Sagnier son una saga principalísima de la burguesía ilustrada. El propio Carlos Trías Sagnier era un escritor dentro de la izquierda intelectual, que el gran público ignora pero no así los que marcan el quién es quién en el cotarro cultural y editorial de la ciudad. Hermano del filósofo Eugenio Trías.

Milena Busquets es hija de la editora y escritora Esther Tusquets, miembro de la burguesía catalana. Sus artículos del verano pasado en El País son excelentes en su inanidad. De hecho, tienen la cualidad innegable de recordarnos a todos que lo importante, lo de verdad importante, es estar vivos y con salud.

Sonia Hernández también colabora en el suplemento Culturas de La Vanguardia. Pero un dato destacable es que es la mujer de Masoliver-Ródenas (nacido en 1939), miembro del jurado de este premio y encargado de realizar la selección de finalistas. Hernández dedicó su tesina a Juan Ramón Masoliver, según declara en entrevista enlazada. Masoliver Ródenas, por su parte, presentó en la librería La Central la novela ahora seleccionada. Masoliver Ródenas es sobrino de Juan Ramón Masoliver, cuya fundación dirige -o dirigía en 2010- la propia Sonia Hernández. Aquí tenéis una semblanza del JR Masoliver, redactada por Fernando Valls, profesor de la Autónoma de Barcelona que se caracteriza no por su ecuanimidad sino por su inmenso talento para mantener el statu-quo (véase al respecto su comentario sobre el no-debate en torno al Intelectual melancólico de Jordi Gracia). Otro detalle: JR Masoliver fue secretario de Ezra Pound. Cuando Justo Navarro publicó su excelente novela El espía, donde Pound es personaje principal, Masoliver Ródenas recordó en su reseña todo aquello que Navarro había omitido sobre el norteamericano. Es decir, que se dio el gusto de no entender de qué hablaba Navarro en su novela. Daba lo mismo: Herralde eligió la frase útil para publicitar la novela de JN.

Como se ve aquí, para los críticos de Barcelona, la literatura de mujer elegible ha de atenerse a los patrones de feminismo radical, a la independencia a ultranza del jurado, defenderá el interclasismo y se conformará con el llamado “nacionalismo paranoico español” (expresión del escritor y traductor argentino Andy Erenhaus).

En fin, viva la literatura extremeña, segoviana y jerezana. Pero no olvidemos el dicho popular: “Quien tiene padrino se bautiza”.

Foto: Machbel.com